Tocados sobrios by Kasuality Atelier

Existen invitadas perfectas, esas mujeres a las que les gusta llevar un tocado pero no quieren arriesgar, sino que hacen apuesta segura por la discreción. Deciden lucir una pieza elegante, minimalista, sin estridencias… En Kasuality Atelier, ya que confeccionamos todos los tocados de forma 100% artesanal, intentamos crear colecciones que se adapten a todos los gustos. Desde coloridas y llamativas piezas, para las que se atreven a dar el protagonismo de su look al tocado, hasta las que buscan el valor añadido de una pieza más clásica.

Tocado Kasuality Atelier

Lágrima de sinamay con biots de oca modelados y maxi flor en seda.

Los tonos neutros y las creaciones monocolor suelen ser una opción ideal para las que llevan tocado por primera vez, para aquellas clientas que llevan mucho color en su vestido y quieren algo sútil o simplemente para esas mujeres que les gusta llevar un estilismo sobrio y elegante.

tocado kasuality atelier

Plato de sinamay con volúmen modelado y raquis de avestruz cebrado.

Personalmente, me gustan las piezas de tonos claros por la luz que aportan, sobre todo a las morenas. Esta gama cromática hace más evidente las formas y juegos que componen el tocado. Es bonito que la pieza no se pierda o confunda con el color del cabello. El truco está en saber qué puede empastar tanto con nuestro look como con nuestros tonos de cabello y piel para lograr una combinación perfecta que resalte nuestros rasgos.

tocado kasuality atelier

Maxi plato de sisal con cresta de plumas rasadas.

La mayoría de las clientas que vienen al atelier a confeccionar desde el principio su tocado coinciden en el objetivo que quieren conseguir: Ser la invitada perfecta. Suelo dar el mismo consejo: Es genial arriesgar, llevar una pieza que rompa con los esquemas comunes, pero siempre y cuando una mujer no se sienta disfrazada, sino que sienta que está sacando su mejor versión.

tocado kasuality atelier

Base olstrich vertical con volumen lazado y remate de plumas bicolor.

Dependiendo de tu color de cabello y vestido, los negros, nudes, blancos y tonos terráceos son un acierto seguro si es la primera vez que llevas un tocado o si tienes pensado poder reutilizarlo. Además, en invierno suelen ser las tonalidades a las que recurrimos. Las estaciones frías invitan a buscar una sobriedad mayor en los estilismos, mientas que con el calor solemos dar rienda suelta a nuestros looks.

Hoy me apetecía enseñaros cuatro de mis creaciones más ‘serias’, por decirlo de alguna manera, aunque sin duda, son piezas que he intentado modelar para que hablen de estilo y elegancia. ¿Qué os parece?

Carla.